Síguenos en las Redes Sociales

Amazon ha tenido una (extraña) idea para que sus empleados trabajen más y mejor: «reuniones de bienestar»

Destacado

Amazon ha tenido una (extraña) idea para que sus empleados trabajen más y mejor: «reuniones de bienestar»

Amazon ha tenido una (extraña) idea para que sus empleados trabajen más y mejor: «reuniones de bienestar»

Los trabajadores de los almacenes de Amazon necesitan un descanso. Tras una dura temporada navideña donde se superaron récords de ventas (y de lesiones laborales), en lugar de reducir las expectativas puestas ellos, o brindarles atención y apoyo adicionales, o pagarles más, Amazon ha descubierto la solución perfecta: reuniones de bienestar. Hace unos meses, la compañía era criticada por la forma en que utiliza la gamificación para aumentar el rendimiento. Lo contamos en Magnet. Es difícil no ver a estas reuniones como una extensión de ese panorama.

Todo esto llega, claro, después de que Jeff Bezos dijera a los accionistas que la compañía necesita «hacer un trabajo mejor con los empleados”.

Convocados obligatoriamente. En los centros logísticos de Amazon en todo Estados Unidos, los trabajadores de almacén de Amazon están siendo convocados para reuniones grupales obligatorias diseñadas para mejorar su bienestar. Básicamente, en medio de sus turnos, los trabajadores del almacén de Amazon se ponen de pie frente a un televisor o un ordenador portátil y ven un vídeo breve.

En él, los trabajadores del almacén y un robot animado demuestran agacharse y usar su «zona de poder» (músculos centrales) para levantar contenedores, agarrar y estirar durante unos minutos. Y, al acabar, de vuelta al trabajo.

En qué consisten las reuniones de bienestar. Son parte del programa WorkingWell de Amazon. El programa, que comenzó el año pasado, es una combinación de «actividades físicas y mentales, ejercicios de bienestar y apoyo para una alimentación saludable» destinado a ayudar a los trabajadores de sus almacenes a «recargarse y revitalizarse». Parte de este programa incluye cabinas AmaZen, una habitación del tamaño de un armario en medio de un almacén donde los trabajadores pueden ir a meditar y practicar actividades concentrados en sus ordenadores. También lo contamos en Magnet.

Algunas de estas reuniones también se enfocan en una alimentación saludable, como reducir el consumo de dulces y carbohidratos y comer más verduras. En su sitio web, Amazon dice que el programa está ayudando a cumplir su «visión de ser el lugar de trabajo más seguro de la Tierra».

Pagando con aire. Curiosamente, no parece que este programa vaya a expandir la cobertura de atención médica u ofrezca aumentos salariales para ayudar a los empleados a pagar opciones de alimentos más saludables. O que proporcione más tiempo libre pagado o bajas por enfermedad, un reembolso de membresía de gimnasio o haga cualquier otra cosa que realmente pueda ayudar a mejorar la salud general de los empleados.

Los trabajadores, indignados. Varios trabajadores consideran que los videos son rudimentarios, repetitivos e inútiles, ya que ni siquiera tuvieron la oportunidad de hacer preguntas. Un hilo de Reddit del subforo r/AmazonFC rezaba: «¿Realmente funciona el Huddle? Siento que esto es solo para matar el tiempo jajaja». «Detesto absolutamente los huddles de bienestar. Sin duda, la experiencia más infantil que tengo que soportar en el trabajo. ¡Asegúrate de comer tus frutas y verduras para que puedas ser un superhéroe!», bromeaba otro usuario.

«Es bueno tomarse un descanso por unos minutos, pero a costa de sentir que la compañía me ve como un niño pequeño que necesita recordatorios constantes sobre cómo hacer cosas básicas como doblar las rodillas y sostener una caja, prefiero seguir trabajando», publicaba otro.

Más lesiones que en otras empresas. La introducción de estos «grupos» coincide con estudios que han demostrado que los trabajadores de los almacenes de Amazon se lesionan con mucha más frecuencia que otros trabajadores de almacenes diferentes. El año pasado, una investigación del Washington Post descubrió que los trabajadores de los almacenes de Amazon sufren lesiones graves a casi el doble de la tasa de otras empresas.

El análisis, que usaba datos de la Administración de Salud y Seguridad Ocupacional, concluía que en 2020, por cada 200.000 horas trabajadas en un almacén de Amazon —el equivalente a 100 empleados trabajando a tiempo completo durante un año— hubo 5,9 incidentes graves. Eso es casi el doble de la tasa de los almacenes que no son de Amazon. En comparación, Walmart, la empresa privada más grande del país, reportó 2,5 casos graves por cada 100 trabajadores en sus instalaciones.

Los datos no detallan las causas de los incidentes, pero algunos exfuncionarios de OSHA, representantes sindicales y trabajadores de Amazon culpan a las presiones de productividad. El gigante tecnológico obliga a gran parte del personal de su almacén, en particular a los que se encuentran en los centros de cumplimiento, los centros de clasificación y las estaciones de entrega, a cumplir con los ritmos para almacenar, recoger y empaquetar artículos. Y estas métricas son, en muchos sentidos, demasiado onerosas y provocan lesiones.


La noticia

Amazon ha tenido una (extraña) idea para que sus empleados trabajen más y mejor: «reuniones de bienestar»

fue publicada originalmente en

Magnet

por
Albert Sanchis

.

Continuar leyendo

Más noticias en Destacado

Arriba